¿Qué es la creatina?

La creatina es un derivado de aminoácidos como la arginina, metionina y glicina que se encuentra en los músculos y células nerviosas, pero principalmente en las musculares. Se trata de una sustancia fabricada por el propio cuerpo humano en el páncreas, hígado y riñones.

Sistema ATP-PC
Para conocer la utilidad de la creatina es necesario saber a cerca del sistema conocido como ATP-PC, ya que es en este sistema donde la creatina aporta su mayor actividad, ayudando a mejorar este sistema.
El ATP es el producto obtenido dentro de la transformación química que se produce en nuestro organismo al ingerir alimentos, más precisamente en cada una de nuestras células. Al mejorar el sistema ATP-PC, mejora el rendimiento en cuanto al esfuerzo, es decir un mayor trabajo y recuperación más veloz. Las reservas de creatina se incrementan uniéndose al fósforo para formar la fosfocreatina, de aquí se desprende la sigla PC, que vendría a ser el segundo eslabón de la cadena del sistema ATP-PC.

Funcionamiento del ATP-PC
El cuerpo siempre se encuentra necesitando energía para realizar cualquier actividad aunque sea la más mínima de ellas, cuando el cuerpo necesita utilizar energía, un grupo de fosfatos se separa liberando energía, pero si se requiere mayor energía obtendrá la ayuda de otro grupo de fosfatos y así sucesivamente, cuanta mayor energía gastamos y necesitamos se liberarán mayor cantidad de fosfatos pero estos nunca se agotan porque a medida que se liberan vuelven a regenerarse gracias a la presencia de la creatina que libera el fosfato , de este modo el ATP se sintetiza nuevamente.

Analizando lo anteriormente expuesto se deduciría que los suplementos dietarios con creatina ayudarían a incrementar la cantidad de fosfatos y a su vez la regeneración del ATP porque la creatina aportará al organismo la mayor energía posible y necesaria a medida que se aumente la exigencia del ejercicio físico.

Uso de la creatina
Con las virtudes expuestas anteriormente es lógico que la creatina sea usada por deportistas para aumentar su rendimiento físico, pero cabe destacar que no está indicada para los ejercicios con resistencia como son los aeróbicos. Muchos de ellos pretenden aumentar la masa muscular , pero hay que tener en claro que la creatina sirve para ir aumentando la fuerza con un gasto mayor de energía. Por ejemplo un pesista, levanta una cierta cantidad de peso, pues entonces va a ir aumentando su fuerza general y por ende su masa muscular también será incrementada.
En conclusión sin esfuerzo físico no existe posibilidad de aumento de masa muscular aunque se ingiera creatina como suplemento.

Supervisación por profesionales
Por otro lado así como siempre es conveniente la supervisación de un entrenador físico para controlar los ejercicios correctos también lo es en cuanto a la indicación de un suplemento dietario según el criterio de un nutricionista, quien será la persona ideal para indicar un régimen de comidas adecuada cada persona, ya que estas son distintas en cuanto a reacciones y preferencias.
De acuerdo a esa evaluación ambos profesionales en conjunto indicarán un buen plan dietario rico en proteínas de carnes, pescados e hígado, alimentos donde se encuentra en forma natural la creatina.

¿Realmente funciona?
Se debe tener en cuenta que si bien se ha hablado mucho sobre la creatina en los últimos tiempos, los estudios realizados hasta la fecha no alcanzan para afirmar con certeza si esta sustancia es realmente efectiva para todas las personas y si puede llegar a tener algún efecto secundario no deseado. Sin embargo, muchos deportistas han hallado en la creatina una fuente de potencia y vigor que les permite entrenar con mayor intensidad obteniendo mejores resultados.